“Este pueblo no se arrodilla ante el poder económico y ante la represión”

El 2 de septiembre confluyó en Plaza de Mayo La Marcha Federal la cual puso de manifiesto la articulación y organización del campo popular de dos centenares de organizaciones correspondientes a: Sindicatos de la CTA y la CGT, Organizaciones Sociales, Pequeñas y Medianas Empresas, Curas de opción por los pobres, Clubes de barrios, Centros de Estudiantes, Partidos Políticos, Madres y Abuelas de Plaza de Mayo y diferentes colectivos.
La marcha se inició el miércoles 31 de agosto en diferentes extremos del país, en una modalidad similar a la que se llevó a cabo en 1994 durante el gobierno de Carlos Menem. Una columna partió a las 6 de esa jornada desde la ciudad chubutense de Comodoro Rivadavia y otra, en representación del Nordeste Argentino (NEA), salió a las 8 desde la provincia de Misiones.

Una tercera formación arrancó a las 11 desde la ciudad chubutense de Esquel. Una cuarta, como parte del Noroeste Argentino (NOA), salió desde la provincia Jujuy tras un acto realizado frente al penal de Alto Comedero, donde permanece detenida la titular de la organización Tupac Amaru, Milagro Sala. La quinta y última columna, en representación de Cuyo, partió a las 18.30 desde el Cerro de la Gloria, ubicado en la ciudad de Mendoza, encabezada, entre otros, por el titular de la CTA de los Trabajadores, Hugo Yasky.

En una jornada histórica la unidad construida durante estos nueve meses de gestión macrista salió a la calle para repudiar el ajuste neoliberal llevado a cabo por el gobierno actual, los reclamos de los diferentes sectores son: reapertura de paritarias; no al tarifazo; por los 190.000 despedidos; por los 5 millones de nuevos pobres; por las PYMES cerradas; por las fábricas recuperadas; fin de la represión y criminalización de luchadores populares; no a un gobierno de CEOS; cárcel común y efectiva a los genocidas.

También ha ocupado un lugar importante en la jornada la solidaridad con el pueblo de Brasil por la destitución de su Presidenta Dilma Rousseff, lo cual ha consumado un Golpe de estado en la región avalado por la intervención norteamericana en América latina.

Los oradores fueron Hugo Yasky, secretario general de CTA de los Trabajadores; Pablo Micheli, secretario general de CTA Autónoma; Daniel “Tanito” Catalano, secretario general de ATE Ciudad; Fernando Gambera, secretario de Internacionales del PIT-CNT de Uruguay; Antonio Lisboa, secretario de Relaciones Internacionales de la CUT de Brasil. Asimismo, entre las compañeras que leyeron el Documento de la Marcha Federal, estuvieron presentes la docente Sandra Rodríguez, compañera de Carlos Fuentealba y Silvia Almazán, secretaria de Cultura y Educación de Suteba.

Hugo Yasky, Secretario General de la CTA, ha sido el encargado de cerrar el acto central y expresó:”Hoy es un día histórico. Hoy empieza otra historia. Hoy estamos construyendo con la unidad de los trabajadores un plan de lucha para parar estas políticas económicas.
Seguimos el ejemplo de estas mujeres que están hoy aquí, las Madres y las Abuelas, que en la mayor adversidad, en el comienzo del genocidio dieron una batalla heroica.
En la calle lo que hay es hambre, es desazón, es tristeza, es miedo al futuro.Tenemos que luchar para que abran las paritarias. Queremos salario digno, empresas que funcionen y pueblos que puedan comprar. Si la paritaria no se reabre, la economía del país se va a seguir hundiendo.
La Argentina va a cambiar porque este pueblo no se arrodilla ante el poder económico y ante la represión”.